Presentación
QUIENES SOMOS: Finalidades

Somos un movimiento de jóvenes, niños y adultos comprometidos en forma libre y voluntaria, con una educación no formal, complementaria de la familia y la escuela, que busca desarrollar en los jóvenes la capacidad de pensar y la formación de actitudes, antes que la adquisición de conocimientos o habilidades específicas.

Queremos ayudar al desarrollo de todos los jóvenes, en plenitud de su existencia. El hombre (Hombre y Mujer) de toda la humanidad y el hombre en su identidad singular y su cultura, sin distinción de origen, raza, clase y credo.
Fomentamos en los jóvenes la lealtad a su país en armonía con la promoción de la paz a todo nivel.
Inculcamos el amor a nuestra tierra y a nuestro pueblo sin hostilidades de clase o nación.
Propiciamos la hermandad mundial y la cooperación internacional.
Creemos en la familia, raíz integradora de la comunidad y centro de una civilización basada en el amor, la verdad, justicia y libertad.
Por eso preparamos a una familia formadora de personas, educadora de la fe y promotora del desarrollo.
Como movimiento educativo no nos involucramos en la lucha por el poder político. Sin embargo, los principios del movimiento condicionan las opciones políticas personales de nuestros miembros; y la formación de ciudadanos responsables. Esto nos exige estar concientes de las realidades políticas.
Somos un movimiento que ofrece a la juventud un programa de formación física, espiritual y social, para forjarles personalidades afines con una presencia positiva y de nobles valores, en el hogar, su lugar de estudios o de su entorno habitual.
Además, crear en ellos la conciencia de sus compromisos con el mundo actual, de ineludibles responsabilidades y participación en los problemas que se plantean y donde la juventud debe aportar su acción y presencia en la vida colectiva y en la sociedad que en ellos ve los constructores del presente y el porvenir.
VISION: Nuestro método educativo.
Para lograr nuestro propósito, obtener que los jóvenes encarnen en sus vidas los principios propuestos y sean el hombre y la mujer que han escogido ser, recurrimos al método scout, el que constituye un todo integrado en el que se combinan diversos elementos.
LA RELACIÓN CONSIGO MISMO
Procuramos que los niños y los jóvenes aprendan a tomar opciones, a descubrir aquello en lo que quieran y puedan convertirse. Queremos que sean capaces de asumir responsabilidades, de luchar para hacer de sus vidas un proyecto y ser concientes de su dignidad de hombre. Queremos ayudarles a ser ellos mismos y vivir por sí mismos, siendo agentes de su propio desarrollo.
LA RELACIÓN CON LOS DEMAS
Proponemos a los jóvenes que se realicen personalmente en una relación de servicio a los demás. Este aprendizaje de la vida en sociedad educa el sentido del bien común, permite descubrir las dimensiones comunitarias y recrear las actitudes de solidaridad y democracia. El hombre que crece en el movimiento Scouts es un hombre de conciencia libre, respetuosa de la libertad de los demás, interesados por humanizar al mundo, construir la historia y crear una nueva sociedad participativa y fraterna.
LA RELACION CON EL MUNDO MATERIAL
Para nuestro movimiento, la fabricación, la creatividad e invención, son medios de educación. El muchacho y la niña que inventan una solución a un problema concreto aprenden a vivir. El que crea un objeto y lo realiza con sus propias manos aprende a conocer, la naturaleza al exterior de él y aprende también a conocer su naturaleza de hombre o mujer, capaz de transformar las cosas.
El joven que realiza esta experiencia se libera de una noción de destino o al menos, de una actitud conformista; y descubre la técnica como un medio al servicio del hombre.
EL REENCUENTRO CON SU PERSONA
Invitamos a los jóvenes a descubrir, adherir principios y valores, aceptar los deberes que se desprenden de esta adhesión. Nuestro enfoque educativo ayuda a los jóvenes a trascender el mundo material e ir en busca del sentido y valor de la vida. Para alcanzar este crecimiento proponemos a los jóvenes que asuman un código de ética personal, expresado en una Ley y una Promesa, que destacan el honor, la confianza, la lealtad, el servicio, la generosidad, la alegría, la honestidad, el amor, posibilitándoles el reencuentro permanente con la esperanza de un Mundo Mejor.
APRENDER HACIENDO
En armonía con nuestros conceptos básicos, otro elemento del método es la educación activa, en que el aprendizaje se hace a través de la observación, la experimentación y la actividad personal, permitiendo a los jóvenes realizar por sí mismos, adquirir experiencias personales y desarrollar la creatividad.
SISTEMA DE TRABAJO
Un tercer elemento clave, es la pertenencia a grupos sociales. Estos grupos de iguales, aceleran la socialización, identifican a sus miembros con los objetivos que le son propios, permiten el conocimiento profundo de otras personas y facilitan el aprecio mutuo, la libertad y espontaneidad, creando una atmósfera o espacio educativo privilegiado para crecer y desarrollarse.
El grupo facilita igualmente el descubrimiento y aceptación de la responsabilidad y prepara para el autocontrol, colaborando en la formación del carácter, en la adquisición de habilidades y en la capacidad de participar, conociendo sus derechos y deberes.
En este proceso, el adulto, manteniéndose como tal, se incorpora alegremente a la vida juvenil, dando testimonio de los valores que el Movimiento propone y ayuda a descubrir y revelar. Este estilo de presencia facilita el diálogo y la cooperación entre generaciones.
 
MISIÓN: Aprendizaje através del servicio.
Como expresión de los principios sociales del movimiento, el método scout propicia que los jóvenes asuman una actitud solidaria, realicen acciones concretas de servicio y se integren progresivamente en el desarrollo de sus comunidades.
Junto con resolver un problema o aliviar un dolor, el servicio es una forma de explorar la realidad, de conocerse a si mismo, de descubrir otras dimensiones culturales, de aprender a respetar a los otros, de experimentar la captación y reconocimiento del medio social, de construir la auto imagen y de estimular la iniciativa por cambiar y mejorar la vida en común.
VIDA DE COMPROMISO
El compromiso personal y su puesta en común a través de las numerosas instancias de consejo que el método scout ofrece, son medios educativos propiciados y aplicados por el Movimiento.
Es un compromiso motivado por la acción, y que con posterioridad al análisis retorna a una acción corregida y profundizado. Sólo en esa medida las demás actividades del programa se traducen en crecimiento y estabilidad personal.
EL HOMBRE Y LA MUJER A QUE ASPIRAMOS
Aspiramos a que los jóvenes que han vivido en el Movimiento Scouts, hagan siempre todo lo que de ellos dependa para ser:
- Hombres y Mujeres rectos, limpios de pensamiento, palabra, obra y omisión.

- Hombres y Mujeres leales y dignos de confianza.

- Hombres y Mujeres respetuosos de sus pares, de la vida y del trabajo.

- Hombres y Mujeres alegres, que comparten con todos.

- Hombres y Mujeres leales a su país, constructores de la paz en armonía con todos los pueblos.

- Hombres y Mujeres Líderes en el servicio a los demás.

- Hombres y Mujeres Integrados al desarrollo de la sociedad, que saben dirigir, obedecer, participar, concientemente de sus derechos, también como de sus deberes.

- Hombres y Mujeres Fuertes de carácter, creativos, esperanzados, solidarios, emprendedores.
- Hombres y Mujeres Amantes de la naturaleza, respetuosos de su integridad.

- Hombres y Mujeres Guiados por valores espirituales, comprometidos con su ideal de vida, en búsquedas permanentes y consecuentes.

“Dejemos este mundo mejor de como lo encontramos, así cuando nos llegue la hora de morir, podremos partir felices...” (Baden Powell - Fundador del Movimiento Scout mundial).
 
 

Última actualización: Mayo 2012
Email:nsalazar@antukelu.cl